..."Lo que os puedo dar os doy, que es una ínsula hecha y derecha, redonda y bien proporcionada..."
"Don Quijote de la Mancha". Capítulo XLII: " De los consejos que dió Don
Quijote a Sancho Panza antes que fuese a gobernar la ínsula..."

ISSN: 1810-4479
Publicación Semanal. Año 3, Nro.137, Viernes, 18 de agosto del 2006

Libro de visitas

 

Memoria verdadera / Se cumplen 201 años del Juramento en el Monte Sacro

En el Monte Sacro el 15 de Agosto de 1805 un joven Bolívar de 22 años develó ante sí mismo y ante su maestro Robinson lo que iba a ser el gran propósito de su vida: la libertad de la América Latina.

Este juramento fue hecho por Simón Bolívar a los 22 años en Roma, en presencia de su maestro Robinson.

"Juro delante de usted; juro por el Dios de mis padres; juro por ellos; juro por mi honor, y juro por mi Patria, que no daré descanso a mi brazo, ni reposo a mi alma, hasta que haya roto las cadenas que nos oprimen por voluntad del poder español"

Después de 201 años aún muchos de nuestros países de la región se encuentran sometidos a la voluntad de una potencia extrajera, tal es el caso de los EE.UU..

Al cumplirse 201 años del juramento de Bolívar en el Monte Sacro se mantienen las brechas sociales en nuestros países, abismos que recuerdan las desigualdades sociales existentes entre patricios y plebeyos. Por lo tanto, las palabras de Simón Bolívar expresadas en 1805 deben servirnos como recordatorio de que nuestro continente aún no ha sido liberado de las cadenas que lo oprimen, como son la pobreza y la miseria.

Como dijo su maestro, Robinson en su relato sobre el juramento de Bolívar sobre el Monte Sacro: “El muchacho cumplió su palabra. Toca a las generaciones venideras perfeccionar la obra”.

Historia de Monte Sacro

El Monte Sacro se encuentra fuera de las murallas de Aureliano, a tres millas de la antigua Roma. Esta colina tiene una altura de 37 metros y entre sus faldas y el Monte Aventino hay una distancia de 8.5 km, y no forma parte de las siete colinas que distinguen Roma (Palatino, Capitolio, Quirinal, Viminal, Esquilino, Celio, Aventino). Estas últimas formaciones se encuentran en el centro de la ciudad antigua, dentro del perímetro de las murallas del emperador Aureliano del siglo III después de Cristo.

En 494 antes de Cristo, 15 años después de la proclamación de la República, el Monte Sacro fue escenario de una revuelta social de los plebeyos en contra de los patricios. Esta revuelta estuvo inspirada en las profundas brechas sociales existentes entre las dos clases, y estuvo al borde de desencadenar una guerra civil.

Entre las desigualdades que motivaron dicha revuelta se puede mencionar la ausencia de representatividad política de los plebeyos en el Senado romano: la existencia de una inmensa brecha económica entre las dos clases con énfasis en la tenencia de tierras; el cumplimiento del servicio militar obligatorio por parte de los plebeyos, quienes en tiempo de guerra también eran pechados con tributos adicionales, amén de la incapacidad de los plebeyos para honrar sus deudas, una vez cumplido el servicio militar obligatorio en tiempos de guerra.

Esta colina que sirvió de refugio a los plebeyos fue consagrada a Júpiter, deidad que para los romanos antiguos infundía y al mismo tiempo quitaba el temor. Desde entonces, la colina se tornó sagrada y pasó a denominarse “Monte Sacro”.

http://espanol.groups.yahoo.com/group/LaFragua/




© Biblioteca Nacional "José Martí" Ave. Independencia y 20 de Mayo. Plaza de la Revolución.
Apartado Postal 6881. La Habana. Cuba. Teléfonos: (537) 555442 - 49 / Fax: 8812463 / 335938