..."Lo que os puedo dar os doy, que es una ínsula hecha y derecha, redonda y bien proporcionada..."
"Don Quijote de la Mancha". Capítulo XLII: " De los consejos que dió Don
Quijote a Sancho Panza antes que fuese a gobernar la ínsula..."

ISSN: 1810-4479
Publicación Semanal. Año 3, Nro.131, Viernes, 7de julio del 2006

 

Actores y pacifistas, en huelga de hambre contra la guerra en Irak
PARTICIPAN SUSAN SARANDON Y SEAN PENN

Una huelga de hambre que Robert Kent y Humberto Colás no promocionarán.

La militante pacifista Cindy Sheehan y los actores Dick Gregory, Susan Sarandon y Sean Penn lanzaron un movimiento de huelga de hambre para obtener el fin del involucramiento militar norteamericano en Irak.

Mientras los estadounidenses preparan sus parrillas de asado para las celebraciones patrióticas del Día de la Independencia, hoy, 4 de julio, los manifestantes antibélicos disfrutarán su última comida fuera de la Casa Blanca antes de embarcarse a medianoche en un " Ayuno por los soldados en casa".

La huelga de hambre será acatada por al menos cuatro activistas: Sheehan, el veterano comediante y pacifista Dick Gregory, la coronel retirada Ann Wright y la ambientalista Diane Wilson, que iniciarán un largo ayuno. "No sé cuánto tiempo podemos ayunar, pero voy a hacer esto sin límite", dijo la ambientalista Wilson.

Otros participantes, incluidos Penn, Sarandon, la novelista Alice Walker y el actor Danny Glover, se unirán con un ayuno "rodante", un relevo en el cual 2.700 activistas se comprometen a no ingerir alimentos por al menos 24 horas, y luego dejar a un camarada.

Aunque el movimiento antibélico está tratando esforzadamente de atraer la atención pública, algunos expertos creen que las protestas tienen poco impacto en cómo los estadounidenses ven las guerras en el extranjero.

"Hemos marchado, hecho vigilias, cabildeado en el Congreso, acampado fuera del rancho (del presidente George W.) Bush, e incluso ido a prisión, (y) ahora es tiempo de hacer más", dijo Sheehan, quien emergió como un ícono antiguerra luego de perder en Irak a su hijo Casey, de 24 años.

La huelga de hambre es el último intento del movimiento antibélico estadounidense para atraer a la opinión pública norteamericana, luego de numerosas marchas, vigilias y campañas políticas. A pesar de que las encuestas muestran que la guerra en Irak es impopular y que muchos estadounidenses están escépticos del liderazgo militar de Bush, las protestas en favor de la paz no han captado la opinión de las masas como durante la guerra de Vietnam.

"Siempre hemos tenido divergencias sobre el real costo de la guerra desde el comienzo", dijo Meredith Dearborn, del grupo de derechos humanos Global Exchange, al explicar la debilidad de las protestas contra la guerra en Irak. Aunque 2.526 soldados de EE.UU. han muerto desde la invasión conducida por Washington en Irak en 2003, de acuerdo a un recuento de la AFP basado en cifras del Pentágono, el impacto de estas muertes raramente ha dominado los titulares de prensa.

Quizá la única vez que el movimiento antibélico capturó la cobertura de los medios fue en agosto de 2005, cuando Sheehan y sus seguidores ocuparon un campo fuera del rancho de Bush en Texas (sur), donde el presidente habitualmente permanece durante el verano.

Foto: Reuter




© Biblioteca Nacional "José Martí" Ave. Independencia y 20 de Mayo. Plaza de la Revolución.
Apartado Postal 6881. La Habana. Cuba. Teléfonos: (537) 555442 - 49 / Fax: 8812463 / 335938