..."Lo que os puedo dar os doy, que es una ínsula hecha y derecha, redonda y bien proporcionada..."
"Don Quijote de la Mancha". Capítulo XLII: " De los consejos que dió Don
Quijote a Sancho Panza antes que fuese a gobernar la ínsula..."

ISSN: 1810-4479
Publicación Semanal. Año 3, Nro.129, Viernes, 23 de junio del 2006

Libro de visitas

 

La firma Converse profana la imagen del Che mezclándola con la cara del ultraderechista Aznar para una campaña publicitaria

Hace algunos años, la controvertida Reporteros sin Fronteras, fue sancionada por utilizar de forma indebida la foto de nuestro Guerrillero Heroico. ¡Estamos seguros que tampoco esta vez este infame hecho quedara sin respuesta!:

Quién iba a decir que la foto que tomó Korda -nombre de guerra del fotógrafo cubano Alberto Díaz- al comandante Ernesto Guevara en un frío día de marzo de 1960 en La Habana se convertiría con el tiempo en un icono sometido a todo tipo de reinterpretaciones artísticas. La última ha sido la unión de la imagen del Che Guevara con la del ultraderechista José María Aznar. El cartel resultante se utilizará para una campaña de la marca de calzado deportivo Converse.

El reponsable de la idea se llama Andrei Dragan, autor del póster publicitario para la filial en Polonia de la firma Converse a través de la agencia publicitaria J. Walters Thompson (JWT).

El cartel se basa en una fotografía de un rostro que recuerda el del Che y que emerge de dos zapatillas contrapuestas, que hacen las veces de hombreras de una chaqueta. Para rizar el rizo, el creador del cartel ha trabajado con otra similitud: la estrella de cinco puntas característica de la marca coincide con la que muestra la gorra del Che Aznar.

Un portavoz oficial de Converse España reconoció el considerable parecido [¿¿??] entre los rostros del revolucionario y el del dirigente del Partido Popular, pero negó que existiera una intencionalidad política tras el fotomontaje. Además, declaró que no está en los planes de la firma lanzar esta campaña en el Estado español.

La imagen más famosa del Che fue captada por Korda cuando éste se encontraba a escasos metros de una tribuna en la que Fidel presidía el funeral por las víctimas de la explosión del carguero La Couvre en el puerto de La Habana. El Che, también presente y con la mirada perdida, se acercó a una baranda donde estaban Jean-Paul Sartre y Simone de Beauvoir. Korda no perdió un segundo y captó el instante.

La fotografía era para el diario Revolución pero por azares editoriales no salió publicada. Siete años más tarde, en verano de 1967, el editor italiano Giangiacomo Feltrinelli llegó al estudio de Korda en La Habana para pedirle una de las casi 500 imágenes que el fotógrafo había captado del Che. Korda le obsequió dos copias de la foto tomada en 1960.

En octubre de ese año fue capturado y asesinado el Che, y Feltrinelli imprimió la foto de Korda en un cartel de 1,70 metros, del que se dice que vendió millones de ejemplares. La obra de Korda devino en símbolo habitual de las manifestaciones de la época y de ahí icono universal.

Enviado por Joseba Barrenetxea

[Véase “Multan a Reporteros sin Fronteras por uso indebido foto del Che”
http://www.bnjm.cu/librinsula/2004/marzo/10/noticias/noti56.htm ]

**

A continuación transcribimos la opinión de este nuevo amigo sobre el artículo que él mismo nos diera a conocer:

No debes sentir dolor por una imagen, aunque sea del Che, ya que la mejor imagen de Ernesto es la que está dentro de los que soñamos su mismo sueño. Y más que su imagen, el recuerdo de sus actos.

Cuando en el 92 estuve en Cuba, lo primero que me impresionó fue un enorme mural con su cara en un edificio, pero pronto puede descubrir que más que en los murales, estatuas, pulovers, posters... Ernesto estaba en el corazón de los pioneros, en el del pueblo cubano.

Siempre que recuerdo ese viaje, que fue mucho más que un viaje, me recorre el cuerpo algo parecido a la electricidad, y ya casi no puedo distinguir si fue real todo lo que en la isla viví o solo fue un sueño que mi cerebro procesó como real, y es que al llegar a Madrid desde La Habana camino de casa me detuvo la policía española y me aplicaron la "ley antiterrorista" por la que estuve casi 3 días incomunicado, sin que nadie (excepto la policía) supiese donde me encontraba, de interrogatorio en interrogatorio.

En los momentos que me dejaban solo en la celda de la Dirección General de Seguridad me pasaban miles de imágenes por la cabeza, el miedo era tan grande que me tenía abotargado, y lo que más me ayudó a no perder la cabeza fue acordarme del día que estuve en el antiguo Cuartel Moncada, hoy convertido en Escuela 26 de Julio, con un aula de pioneros que me preguntaban sobre mi pequeño país, Euskal Herria. La frase "Seremos como el Che" retumbaba en mi cerebro, recordando sus caras iluminadas de ganas de conocer, recordando sus pañuelos rojos. Eso me dio fuerza para no derrumbarme y guardar un resquicio de dignidad a salvo de aquellos que me querían robar mi condición humana.

Espero poder volver algún día para caminar entre la gente y descubrir en los rostros esa mirada del Che.

Me he dejado llevar en el teclado y no sé muy bien porque te cuento todo esto, pero es lo que me salió de dentro.

Che es irrepetible (como lo somos todos y todas), pero yo he visto su mirada en otras miradas, y no únicamente en la isla. Por eso pienso, que de alguna forma, mientras haya quien sueñe sus sueños y luche por materializarlos, el Che estará vivo.

Un abrazo desde este pequeño pueblo que todavía no se sacudió el yugo del imperialismo español, en eso también el pueblo cubano nos lleva ventaja.

Y perdón por la "parrafada".

Joseba




© Biblioteca Nacional "José Martí" Ave. Independencia y 20 de Mayo. Plaza de la Revolución.
Apartado Postal 6881. La Habana. Cuba. Teléfonos: (537) 555442 - 49 / Fax: 8812463 / 335938