..."Lo que os puedo dar os doy, que es una ínsula hecha y derecha, redonda y bien proporcionada..."
"Don Quijote de la Mancha". Capítulo XLII: " De los consejos que dió Don
Quijote a Sancho Panza antes que fuese a gobernar la ínsula..."

ISSN: 1810-4479
Publicación Semanal. Año 3, Nro.122, Viernes, 5 de mayo del 2006

 

Cuba la nación más censurada de América en libertad de prensa

“Cuba es la única nación en América clasificada en la nueva lista de “Países Más Censurados”. El Comité para la Protección de los Periodistas, CPJ, por sus siglas en inglés, emitió el lunes una encuesta de censura a medios de comunicación.“

http://www.voanews.com/spanish/2006-05-03-voa3.cfm

Cuando leíamos esta noticia, transmitida sin comentario alguno por quien se precia de ser “Una fuente de información confiable”, recordábamos las palabras de Juan Carlos Caamaño, Presidente de la Federación Latinoamericana de Periodistas (FELAP), cuando confirmaba cómo más de 800 periodistas han desaparecido o encontrado la muerte a manos de las dictaduras políticas o económicas que en América han sido… y expresaba Caamaño en su mensaje por este Día Mundial de la Libertad de Prensa a los periodistas cubanos: “La libertad de prensa es una entelequia”… si los periódicos están en manos del imperialismo, si los periodistas penan en el mundo por sus bajos salarios, si son agredidos, secuestrados, asesinados…

En la propia página de la CPJ, en listado que intenta resumir alertas y protestas ocurridas en lo que va de año, se menciona la muerte, la desaparición de periodistas… Sin embargo, se pone en tela de juicio a Cuba, se cita -¡una vez más!- como fuente para estas acusaciones a la muy desacreditada “Reporteros sin Fronteras”, subvencionada por el gobierno de los Estados Unidos, como se ha probado hasta la saciedad. Mientras en todo el mundo se censuran programas (recordemos, por ejemplo, el reciente comentario sobre la eliminación de los espacios de opinión que sostenían los escritores Ignacio Ramonet y Ramón Chao en el diario La Voz de Galicia); se intenta acceder a cuentas de correo o records de lectura en las bibliotecas de los Estados Unidos; se asesina a periodistas como José Cousso; la benemérita página de Reporteros sin Fronteras no hace una sola mención a ninguno de los crímenes cometidos contra periodistas en Irak, ni condena las cárceles de Guantánamo o las que por toda Europa mantenía en secreto los Estados Unidos… Cuba, evidentemente, es el capítulo mejor remunerado para estos “defensores de periodistas”.

Permanentemente Cuba se enfrenta a estas campañas desinformativas que intentan ponerla en la mirilla de la opinión pública internacional. Pero, ¿qué podemos esperar si, mientras se intenta dar la ciudadanía norteamericana a Posada Carriles, Washington nos acusa de terroristas “por oponerse a la guerra mundial contra el terrorismo”? ¿Puede haber mayor cinismo?

Mientras, el pueblo cubano se esfuerza en continuar su lucha hacia el futuro, a despecho de pseudo periodistas, de difamaciones y de engaños.

**

DÍA MUNDIAL DE LA LIBERTAD DE PRENSA
En 2006, once periodistas han sido asesinados en América Latina.


El informe afirma que en la República Dominicana existe una ambiente hostil hacia los periodistas, que alegadamente empezó con el apresamiento de Vladimir Pujols, acusado de matar al periodista Juan Andújar.

Servicios de Clave Digital

LIMA, PERÚ.-De enero a la fecha han sido asesinados 11 periodistas en América Latina y el Caribe, según informe presentado por la Federación Latinoamericana de Trabajadores de la Comunicación Social (FELATRACS), en ocasión del Día Mundial de la Libertad de Prensa, que celebra este miércoles, 3 de mayo.

La cifra, precisa el documento, es estremecedora si se tiene en cuenta que en todo el 2005 se registró la muerte de 14 comunicadores sociales.

México ocupa el primer lugar en esta nada honrosa estadística, con cuatro colegas victimados.

Ecuador lamentó las muertes de dos periodistas, sucedidas ambas en Guayaquil, a menos de 24 horas de diferencia.
Otras cuatro ejecuciones se han realizado en Brasil, Colombia, Guyana y Venezuela.

A estos casos se suma el del comunicador dominicano Jhonny Martínez, cuyo cadáver fue hallado en las proximidades de la autopista Seis de Noviembre, el 14 de abril.

En la mayoría de los casos se sospecha la intervención del crimen organizado como la causa de estos crímenes. Como suele ocurrir en sucesos de esa naturaleza, la impunidad se ha convertido en una característica común de los delitos cometidos contra los periodistas.

[…]

La FELATRACS expresó su preocupación ante la amenaza de impunidad en los hechos denunciados, ya que en ninguno de los casos las investigaciones han logrado resultados. No se ha detenido sospechosos ni se ha brindado mayor información sobre los posibles autores de los homicidios.

México tampoco ha escapado a reformas legales, consideradas excluyentes y discriminatorias. Hace algunas semanas fue aprobada la Ley de Radio y Televisión, que beneficia a las dos grandes cadenas televisivas, Televisa y Azteca, en desmedro de los medios de comunicación de menor presupuesto.

No puede dejar de reconocerse, sin embargo, que en ese país, en este primer cuatrimestre del año, se han dado pasos importante en beneficio a la profesión, en el orden legislativo, entre las que se cuentan dos reformas legales. Una de ellas garantiza el secreto profesional y la otra despenaliza los delitos de prensa.

Otro de los países donde la práctica del periodismo se mantiene en alto grado de riesgo es Colombia. Si bien, en lo que va del año se ha registrado un único homicidio, el del comunicador radial Gustavo Rojas Gabalo, las agresiones y amenazas de muerte a los colegas se suceden casi semanalmente.

Muchos periodistas del interior del país se han visto obligados a huir de sus provincias, por el constante asedio de los delincuentes, paramilitares y cuestionados miembros de los gobiernos locales.

Gustavo Rojas fue víctima de una balacera, cuando se encontraba dentro de un establecimiento comercial. El atentado sucedió el 4 de febrero del presente año. Luego de 44 días de agonía, falleció el 20 de marzo, en una clínica de Medellín. Las autoridades han logrado detener a tres de sus presuntos asesinos, faltando un cuarto delincuente involucrado.

República Dominicana se convirtió el pasado mes de abril en zona de peligro para los periodistas. El clima beligerante contra los hombres de prensa se inició luego de la detención del conocido sicario Vladimir Pujols, quien asesinó al colega Juan Andújar en setiembre del 2004.

Desde que apresaron a Pujols los atentados contra los comunicadores sociales se han sucedido uno a otro, siendo el más trágico el homicidio del periodista Johnny Martínez, cuyo cadáver fue encontrado el 14 de abril. Se ha detenido a un policía y a un civil, quienes se habrían inculpado del crimen. Según trascendió el móvil del asesinato fue el robo de teléfono celular y una pistola. Esta versión ha levantado sospechas en más de una entidad de protección a periodistas de dicho país, sobretodo por la saña con que fue matado Martínez (Le asestaron 23 puñaladas).

En Venezuela se sigue viviendo un ambiente de tensión contra el periodismo, reflejado principalmente en la cantidad de procesos judiciales que afrontan distintos comunicadores, lo que ha originado un alto nivel de autocensura.

El reconocido reportero gráfico venezolano, Jorge Aguirre, se ha convertido en la única víctima mortal en lo que va del año. Fue baleado por un ex funcionario de la Policía de Chacao, el 5 de abril. Ya se ha detenido al presunto victimario.

Ecuador no es un país donde se suela registrar muchos casos de agresión a periodistas, sin embargo en febrero pasado se cometieron dos asesinatos: el comunicador de Radio Minutera, José Luis León, y el fotógrafo Saúl Suárez.
Ambos fueron victimados en la ciudad de Guayaquil, con escasas 24 horas de diferencia. Ninguno de los dos casos ha sido esclarecido.

En Brasil y Guyana también se asesinaron a dos periodistas. El radialista brasileño José Késsio fue victimado con 15 balazos, el 13 de marzo, en el barrio Vila Aurea de Ponta Porá. Mientras que el comentarista televisivo Ronald Waddell fue acribillado en su residencia de Georgetown, el 30 de enero.

A estos casos habría de sumarle, en Paraguay, la desaparición del periodista Enrique Galeano, quien fue visto por última vez el 4 de febrero. Algunas investigaciones sostienen la hipótesis de que el comunicador ya fue asesinado, y su cuerpo ha sido escondido o incinerado. También se ha sindicado al diputado colorado Magdaleno Silva como autor intelectual del crimen.

En el Perú no se han registrado homicidios en lo que va del 2006. Aunque las agresiones físicas y verbales se repiten constantemente. Un caso lamentable es el de la periodista Marilú Gambini Lostaunau, quien tuvo que huir del país debido a las amenazas de muerte de la que era objeto ella y su familia.

FEDERACION LATINOAMERICANA DE TRABAJADORES DE LA COMUNICACION SOCIAL (FELATRACS)

INFORME LIBERTAD DE EXPRESION
AMERICA LATINA - CARIBE
ENERO – ABRIL 2006

http://www.clavedigital.com.do/Portada/Articulo.asp?Id_Articulo=7350




© Biblioteca Nacional "José Martí" Ave. Independencia y 20 de Mayo. Plaza de la Revolución.
Apartado Postal 6881. La Habana. Cuba. Teléfonos: (537) 555442 - 49 / Fax: 8812463 / 335938