..."Lo que os puedo dar os doy, que es una ínsula hecha y derecha, redonda y bien proporcionada..."
"Don Quijote de la Mancha". Capítulo XLII: " De los consejos que dió Don Quijote a Sancho Panza antes que fuese a gobernar la ínsula..."

ISSN: 1810-4479
Publicación Semanal. Año 4, Nro.157, Viernes, 5 de enero del 2007
Libro de visitas
 

Niños, juguetes y días de Reyes

Leíamos en la fraterna Jiribilla un texto del muy querido para Cuba Ignacio Ramonet sobre los niños sin juguete en Europa… y pensábamos en otro texto, el que el pasado año, por estas fechas, escribiera Percy Alvarado Godoy sobre lo que llamaba “un nuevo show propagandístico de la FNCA”. Aún antes, la llamada “Operación Juguetes”, que promocionaba la mal llamada Casa Cuba, ofrecía regalar juguetes “para los niños de las familias recién llegadas en el último año de Cuba”…

Muchos, allá en el soleado Miami, han olvidado. Nosotros no podemos olvidar.

No podemos olvidar que los regalos a nuestros niños van mucho más allá de un velocípedo o una muñeca… No podemos olvidar que en un septiembre de 1964, fue bombardeado el buque español Sierra Aranzazu que traía mercancías y juguetes a Cuba…

Que, producto de un criminal bloqueo, decenas de niños cubanos han visto su vida en peligro y que por ataques terroristas contra nuestro país han sido asesinados inocentes niños cubanos, como es el caso de Yolanda y Fermín, de 11 y 13 años de edad, de Albinio Sánchez Rodríguez, de 10 años y de Reinaldo Núñez-Bueno, de 22 meses de edad, asesinados por bandidos enviados por los EE. UU. al Escambray. Recordamos los niños que murieron víctimas de la epidemia de dengue hemorrágico..

Y, para aquellos flacos de memoria, aquellos que no tienen frescos como Jorge Gómez Barata lo que fue la Cuba de antes de 1959, para quienes han olvidado, les traemos esta “Carta de un niño guajiro al Rey Mago Melchor”, del decimista Francisco Riverón Hernández:

<< ampliar imagen

Rey Melchor, mi Rey Melchor,//en un papel estrujado//te lleva un olor a prado//mi carta escrita en amor.//Cosas de mi alrededor//ensombrecen ignorancia//si este día de la infancia//no es mentira tu camello//ven de lo azul con  aquello//que no le ves a mi estancia.

Yo he sido bueno, yo he sido//la estampa de la obediencia,//el aula vio mi presencia todo el año transcurrido.// Más, para mi no te pido//y renuncio a lo ganado//aún con su color gastado//y su goma sucia y rota,//me basta con la pelota//traída el año pasado.

Hoy te pido por mi hermana//que no sabe usar su nombre// “¡Parásitos!”, dijo un hombre//que vino por la mañana. //Cura su vida temprana//para tenerme tranquilo//y ven desde tu sigilo//a traerle una muñeca,//y una cama, y una rueca,//y una madeja de hilo.

A Papá, guajira entraña//de la semilla mejor,//rey mago trabajador//que usa mocha y corta caña.// Dale un trabajo, su maña//romperá en frutos el suelo…//Para que a Mamá, -pañuelo//que mis pupilas enjuga-//se le quite aquella arruga//que hace canas en su pelo.

Mira este hogar, este hogar//duele de un piso de tierra,//un llanto de valle y sierra//llorado por el palmar.// Mira al invierno pintar//de neblinas el bajío,//y ven, trayendo al bohío//una manta de franela,//para que abuelo y abuela//no se me mueran de frío.

Si traes lo que te pido//haré miel para besarte,//y si llegas a olvidarte//sabré perdonar tu olvido.  Rey Melchor: Mi Rey querido,//si en lo más hondo de ti,// sientes que no te pedí//lo que mi risa no tiene,//perdona, el año que viene//te pediré para mi

Tomado de: Revista Bohemia 49 (1): 77, enero 6 de 1957

 





© Biblioteca Nacional "José Martí" Ave. Independencia y 20 de Mayo. Plaza de la Revolución.
Apartado Postal 6881. La Habana. Cuba. Teléfonos: (537) 555442 - 49 / Fax: 8812463 / 335938