Nota Editorial

Estimados lectores y colaboradores,

En abril del presente 2020 la revista digital Librínsula de la Biblioteca Nacional de Cuba José Martí, abrió su edición No. 394 con una nota editorial donde se anunciaba que la citada publicación abría un ciclo de Ediciones Especiales con motivo de la Covid-19.

Por aquellos días el país daba inicio a las medidas cuarentenales tras la rápida y peligrosa expansión de la epidemia del Nuevo Coronavirus. El 25 de marzo la Biblioteca Nacional de Cuba José Martí (BNCJM) cerró sus puertas al público por razones de salud y seguridad, siguiendo las orientaciones de la dirección del país para aquella etapa. Sin embargo, por su carácter de entidad nacional y su objeto social, se creó un equipo mínimo de trabajo para continuar con las labores vitales de la institución, bajo rigurosas medidas de seguridad sanitaria, mientras las circunstancias así lo permitieran.

El equipo de la revista digital Librínsula, formó parte de ese mínimo grupo de trabajo. Se hacía necesario llevar a los lectores lo que estaba ocurriendo en Cuba y el mundo en el ámbito de la literatura, las bibliotecas y el libro, donde la Covid-19 tuvo un gran impacto por el cierre de las instituciones bibliotecarias en todo el orbe. Para ello se decidió dar inicio a una serie de números especiales en tiempos de pandemia.

Durante este tiempo trascurrido desde el inicio de la pandemia en Cuba y el cierre de la institución, se lograron publicar online cuatro ediciones de Librínsula, con un valioso y considerable volumen de documentos históricos provenientes de los Fondos Bibliográficos de la BNCJM. El eje temático de estas Ediciones Especiales se centró en los referentes acerca de cuarentenas y epidemias en Cuba; así como en el seguimiento a los vertiginosos cambios en el ámbito del libro y las bibliotecas en el universo digital. Como triste añadidura no se pudo evitar la publicación de obituarios tras la pérdida de escritores y bibliotecarios durante la pandemia, en honor a la memoria de los fallecidos.

Tras el afortunado anuncio de la Fase 2 para la mayoría de las provincias y la Fase 1 en la provincia de La Habana, y ya en el camino de regreso a la normalidad, damos por concluido este ciclo de Ediciones Especiales con la salida al aire de la edición No. 398.

No queremos pasar por alto el esfuerzo del equipo editorial de Librínsula, que con responsabilidad, entrega y consagración, trabajó en circunstancias adversas. Una vez más queda demostrado que la convicción surgida del amor y el respeto a la profesión, junto a la pasión por la cultura cubana, sacan a la luz lo mejor de la dimensión humana y la excelencia profesional de cada persona, sin importar los momentos difíciles.

Por ello, el equipo editorial de Librínsula quiere reconocer públicamente el esfuerzo y el trabajo de todas aquellas personas cuyo apoyo y colaboración hicieron posible las Ediciones Especiales de Librínsula en medio de la pandemia del Nuevo Coronavirus. Entre los cuales destacamos a: Alpidio Alonso Grau, Ministro de Cultura, Omar Valiño Cedré, Director BNCJM; Maribel Duarte González, Subdirectora de Informática y Tecnología BNCJM; Mariano Jorge Estrada, Subdirector General de la BNCJM; Miguel Nuñez Bonet, Subdirector Económico BNCJM, Lourdes de la Fuente, Subdirectora de Atención al Público BNCJM, al ensayista y poeta Víctor Fowler Calzada, Jorge Luis Montesino Grandías, Especialista en Arte BNCJM, Abel Ponce Suarez, Programador BNCJM, Débora Gil e Ivonne Cantero, Referencistas BNCJM; Javier García Ramírez, Especialista de la Mediateca BNCJM; Olga Vega, Vilma Ponce Suarez, Mabiel Pérez Hidalgo, Hilda Pérez Sousa, investigadoras BNCJM; José Antonio González Baragaño, Diseñador BNCJM, Nuriem de Armas, editora Librínsula, y Johan Moya Ramis, jefe Dpto. Publicaciones, así como a otros trabajadores de la subdirección de Servicios al Público que garantizaron la búsqueda de los documentos en los fondos de la institución.

El equipo de redacción de Librínsula una vez más reitera su agradecimiento y apoyo a todo el personal de la Salud, Orden Público, Legislativo, Estatal y Gubernamental por la entrega y dedicación para garantizar la seguridad y la salud de nuestro pueblo y poder emprender el regreso del país a la normalidad. Ratificamos nuestro compromiso con el trabajo para la cultura cubana, promoviendo la lectura y los libros, desde la Biblioteca Nacional de Cuba José Martí.