Razones para un encuentro más

Por Iandra Samón Ferrer

Hay personalidades de la cultura y la literatura cubana que meritan el reconocimiento de todos aquellos que saben distinguir una linda obra de arte o un buen libro que te incita a leer cada línea, una y otra vez, aunque sepas que vas a encontrar la misma palabra pero con un significado y sentido diferente , y esto sucede cuando leemos un cuento o una novela de la escritora, artista y ceramista, Teresita Gómez Vallejo, versátil mujer, que ha escrito un cúmulo de ricas y exquisitas obras literarias como; ‘’Hombre de palabra’’, ‘’Mariela y los guácharos’’, ‘’Cuentos de la sierra’’ ,y en esta ocasión , se hace referencia a su nueva creación novelística ‘’Todo era azul’’ , presentada en el teatro de la Biblioteca Nacional de Cuba José Martí, en el espacio literario y cultural ‘’Razones para un encuentro’’, de  la Sala de Referencia Leonor Pérez, siendo la institución subsede de la XXVII Feria Internacional del Libro de la Habana.

Su colega y amigo, Fernando Rodríguez Sosa, periodista, crítico literario y promotor cultural, detalló de forma magistral, la efervescente y activa vida y obra de esta gran artista; su aporte como profesora  en las Escuelas de Instructores de Arte; la creación del espacio literario ‘’Palabras en la Caribeña’’, donde se hace entrega de un premio anual que consiste en una obra original y única, y un diploma acreditativo con autoría de la propia artista; así como la creación de la Cooperativa  Crea Entorno, la cual se basa en la producción de muebles y trabajos de cerámica fundamentalmente. Por último y como objeto principal de este evento,  Fernando dio lugar  a la presentación del libro antes mencionado ‘’Todo era azul’’, novela policiaca dividida en 15 capítulos, cuya protagonista principal tiene como nombre,  María del Carmen, sicóloga-investigadora de los relatos que acontecen en esta historia, y consta como la primera obra de este género literario que presenta la autora.

Entre lágrimas y sollozos muy emocionada, Teresita, como se le dice cariñosamente, realizó una conmovedora intervención que tocó a todos los presentes allí, las fibras del corazón,  y entre sollozos agradeció a su fallido esposo recientemente, por su respeto y comprensión, su tolerancia y paciencia durante toda su carrera artística, por no preguntar y callar cuando pudo cuestionar; ‘’ El jamás se opuso a mis viajes, ni a mis novelas, ni a las cosas que yo quería hacer’’ , dijo la autora con voz afligida, y a su vez, la ovación del público haciéndose eco en todo el teatro. La escritora,  haciendo una síntesis de la novela acabada de publicar, se refirió al personaje principal de la obra con mucha ternura, ya que María del Carmen, es una gran amiga de la infancia, cuya presencia no podía faltar en este encuentro. También comentó sobre la trama de esta novela, y el desarrollo de cada capítulo que tuvo lugar en la  provincia de Pinar del Río, y más que nada no dejó de mencionar y ratificar su amor y  lealtad a su patria querida, a su Revolución, …’’todavía estoy enamorada cada vez más de mi país y de seguir  haciendo cosas’’… (Palabras textuales de Teresita)

Después de haber escuchado tan bellas palabras, se produjo un intercambio de ideas con el público, llovían preguntas y respuestas de ambas partes, surgieron propuestas interesantes, como la producción de esta obra literaria en formato digital y en Braille para darles la oportunidad a los discapacitados de disfrutarla al igual que el resto de los lectores. La intercesión del director de la Editorial Loynaz, fue el punto final para culminar aquella aclamada cita con la literatura cubana. En esta ocasión, el invitado expresó su satisfacción por haber sido elegido para la edición de este producto literario y haber tenido el privilegio de compartir con esta afanada joya de nuestra cultura nacional, Teresita Gómez Vallejo.